Aprende a limpiar el cochecito de paseo

Última actualización: 18.11.19

 

Tener un bebé puede ser la experiencia más bonita del mundo. Sin embargo, al aproximarse la llegada de tu primer bebé puede que sientas temor por muchas cosas, por lo que querrás protegerlo de todo lo que creas que puede hacerle daño.

Uno de los puntos que más suele preocupar a los padres primerizos es la limpieza. Muchas madres se obsesionan con el hecho de que sus hijos deben vivir en un sitio totalmente limpio y esterilizado, evitando que puedan sufrir alergias, infecciones o enfermedades de diversos tipos.

Esto no está mal cuando se controla adecuadamente, puesto que los bebés necesitan entrar en contacto con las bacterias para poder reforzar su sistema inmunológico. Es por ello, que no es conveniente que permanezcan en un ambiente excesivamente aseado.

En este sentido, es apropiado que puedas contar con un sistema de higiene adecuado, sin exageraciones que permita que tu pequeño se desarrolle perfectamente. Por esta razón, es importante que aprendas a limpiar uno de los productos que más suelen utilizarse en el cuidado de los niños: el cochecito de paseo.

 

Un vehículo bien limpio

Desde la elección del mejor cochecito de bebé o silla de paseo debes pensar en el aseo, puesto que algunos materiales son más difíciles de limpiar que otros, por lo que es mejor que te decantes por uno que sea cómodo para ti.

En el mercado existen muchos modelos de fácil limpieza, los cuales pueden desmontarse en sus áreas textiles y lavar a máquina o utilizar algunos productos específicos para su correcta higiene que mejoran el proceso.

La elección queda de tu parte. No obstante, debes revisar bien, puesto que la decisión puede afectar el uso del producto en el futuro.

 

 

El uso del cochecito de bebé

La silla de paseo fue fabricada exactamente para lo que su nombre indica: pasear al bebé. A pesar de ello, este producto tiende a tener muchos más usos que solo ese.

Para comenzar, los cochecitos de paseo son espacios adecuados para tener al bebé desde recién nacido, por lo que las madres los utilizan para mantener a la vista a sus hijos cuando se encuentran ocupadas haciendo otras tareas.

El bebé puede dormir plácidamente en el producto y jugar en él también, haciendo que sea recomendado su uso. Además, como tiene ruedas y frenos podrás moverte fácilmente por donde necesites llevando a tu hijo contigo, sabiendo que se encontrará muy seguro durante todo el tiempo que permanezca en el cochecito.

Por otro lado, este versátil equipo puede funcionar como silla para comer cuando tu bebé comience a ingerir alimentos distintos a la leche materna o la fórmula. De esta manera, podrás tenerlo quieto mientras le das la comida, lo cual siempre es necesario, sobre todo si ya está en la edad en la que quiere mantenerse en movimiento constante.

Es así que del uso dado al cochecito del bebé dependerá el aseo del mismo.

 

Tips para mantener limpio el cochecito de paseo

Darle usos múltiples a este vehículo puede provocar que se ensucie mucho con restos de comida, residuos de sus secreciones físicas, líquidos, entre otras cosas, por lo que deberás estar atenta para realizar los aseos necesarios cada vez.

Esto indica que después de cada comida dentro del cochecito, tendrás que realizar una limpieza, para evitar manchas o que tenga visita de animales como las hormigas o moscas.

Sin embargo, más allá de estas limpiezas después de, te daremos algunos tips para que puedas hacerlo de forma general siempre que lo desees.

Para comenzar es necesario que retires todos los juguetes, biberones u objetos que puedan estar dentro del cochecito o en los compartimentos del mismo, esto te evitará contratiempos en el futuro.

Posteriormente, utiliza la aspiradora para absorber todo el polvo y los residuos que puedan estar en el producto. Ten especial cuidado en los pliegues y sitios de difícil acceso para tus manos, ya que el polvo y la mugre suelen cubrir estos lugares con gran facilidad.

Retira los componentes y accesorios de cochecito, como la bandeja de comida, el reposapiés, los sostenedores de vasos, entre otros, colócalos a un lado para que puedas lavarlos de forma separada. Considera que estos complementos suelen estar adheridos al coche con tornillos, por lo que deberás contar con una herramienta adecuada para poder quitarlos, lavarlos y recolocarlos en su lugar.

En el caso de que estos componentes no sean extraíbles, deberás utilizar un cepillo para lavarlos apropiadamente con agua y detergente. Recuerda realizar un buen proceso de enjuague, sobre todo si tu bebé tiene acceso directo al lugar.

 

 

Para llevar a cabo el resto del trabajo de limpieza, especialmente si tiene manchas, es necesario que realices una solución de una taza de agua, con un cuarto de taza de detergente y media taza de vinagre. Esta solución te ayudará a quitarle todas las manchas al frotar con un cepillo de cerdas gruesas.

Es recomendable que cubras todo el cochecito con esta preparación, dejándolo cubierto de espuma hasta las ruedas. Después enjuaga el producto con una manguera de jardín y deja que se seque de forma natural.

Es aconsejable que realices este proceso durante un día de sol y lo más temprano que puedas, para que le des tiempo suficiente para secar y que puedas utilizarlo sin problemas al día siguiente. Ten presente que debe estar totalmente seco antes de volver a colocar a tu pequeño dentro, para evitar inconvenientes derivados del descuido.

Además, para que la silla no se ensucie mientras no la uses es mejor que lo cubras con una sábana limpia que evite que el polvo penetre en el producto. Otra forma es que lo pliegues y lo cubras con una bolsa, colocándolo en un sitio apartado para que no lo tengas en el medio todo el tiempo.

 

El bienestar de tu hijo

El cochecito de paseo puede facilitarte la maternidad notablemente, por lo que deberás cuidarlo, haciendo que dure mucho tiempo sin mancharse o romperse. Este será un lugar seguro para tu hijo en el que se sentirá cómodo al salir de casa, ir de compras contigo y hasta tomar una siesta.

En consecuencia, afirmamos con mucha seguridad que la limpieza correcta de la silla de paseo va a determinar parte del bienestar de tu bebé, pues en este vehículo podrá pasar varias horas a la semana y lo mejor será ofrecerle un espacio limpio y sin manchas.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...