Seguridad en los vigilabebés: cuidado con la piratería

Última actualización: 15.11.19

 

Para muchos padres se ha vuelto imprescindible el uso de los novedosos vigilabebés, dispositivos tecnológicos con pantalla y audio bidireccional que te permiten observar y escuchar en tiempo real lo que hace tu bebé, e incluso hablarle para calmarlo mientras llegas a su habitación.

Estos aparatos han tenido un mayor auge desde la incorporación de servicios wifi, transmisión de imágenes en tiempo real y manejo a través de aplicaciones desde el móvil, tableta u ordenador. De esta forma, muchos padres se sienten más seguros cuando dejan al bebé en casa al cuidado de un tercero, ya que pueden observar y mantener una vigilancia permanente.

Sin embargo, esta misma novedad ha sido blanco de ataques cibernéticos, hackeo e invasión a la privacidad de las familias. Son varios los casos conocidos en que los niños despiertan asustados en las noches diciendo que escuchan voces, siendo ignorados muchas veces por sus padres. Así lo dio a conocer una familia hace algunos años en Nueva York cuando hizo pública la forma en que hackearon el monitor de su hijo.

El pequeño de 3 años empezó a despertarse llorando por las noches, afirmando que un hombre le hablaba en su habitación, este escenario se repitió muchas veces hasta el punto en el que el niño se negaba a dormir de noche en su cuarto.

Un día los padres pasaron por la habitación del pequeño y efectivamente escucharon la voz de un hombre que decía “despiértate niño, tu papá te está buscando”. Al entrar a la habitación la voz afirmó “mira, alguien viene”. En ese momento buscaron desesperados de dónde provenía la voz, hasta que se dieron cuenta de que alguien, un hacker totalmente despiadado, llevaba semanas molestando a su hijo por las noches y asustándolo con voz aterradora a través del vigilabebés que ellos habían instalado para monitorear a su hijo. Dicho dispositivo tenía acceso a Internet para que los padres pudieran ver desde el móvil lo que el pequeño hacía.

 

 

¿Cómo es posible el hackeo?

Muchos dispositivos tienen protocolos de seguridad muy deficientes, en otros casos los padres no cambian el usuario y contraseña que por defecto incluye el equipo, siendo fácil de accesar para cualquier pirata informático a las transmisiones.

Otra forma compleja que usan los hackers es a través de un procedimiento conocido como creepware. El creepware es un programa que adquieren de forma ilegal las personas que se dedican a estos delitos informáticos y con el que pueden acceder a una cámara web y otros dispositivos con dirección IP abiertos desde una tableta o móvil, tal como los vigilabebés. Esto se debe a que la mayoría de estos aparatos se pueden controlar de forma remota desde una aplicación en tu móvil, así que los hackers invaden el acceso para ellos ver y oír todas las imágenes que recibes del monitor.

Con este tipo de programas maliciosos, el hacker puede encender y apagar la cámara cuando desee, capturar fotos y hasta hablarle al pequeño a través de la comunicación bidireccional, tal como le pasó a la familia del caso mencionado.

 

Mercado negro de imágenes

Una de las implicaciones de esta situación es que muchos de estos hackers venden de forma clandestina las imágenes y grabaciones de los niños en páginas encriptadas de pedofilia, lucrándose al mismo tiempo que exponen a bebés inocentes y a su familia en internet.

Hay una estimación en Estados Unidos de que más de 700 mil personas han sido víctimas de los piratas informáticos que han vulnerado la privacidad de los niños, con un dispositivo que los padres adquieren como una forma de protegerlos y mantenerlos vigilados.

 

Reforzar la seguridad del vigilabebés

Muchas personas creen que colocando una pegatina o imán en la cámara, el hacker no tendrá acceso, pero en este caso no tiene sentido siquiera instalar el mejor vigilabebés. Asimismo, otros usuarios piensan que están seguros porque la luz led del dispositivo no está encendida, lo que no es ninguna señal de confianza, pues algunos programas permiten tener la cámara encendida sin activar el led.

Todas estas observaciones hacen creer que no hay nada que podamos hacer para evitar la vulnerabilidad de nuestros dispositivos. Sin embargo, aquí te recomendamos algunas medidas simples y eficaces para resguardar la seguridad de tu familia.

 

 

  • Registra tu dispositivo en la web del fabricante. A muchos usuarios les da pereza hacer este procedimiento, pero es necesario porque de esta forma tienen acceso a las actualizaciones de software que realice el fabricante.
  • Cambiar la contraseña. Es importante cambiar la contraseña que incluye el producto por defecto, pues si la dejas será muy fácil para cualquier persona acceder a la información de tu dispositivo. Lo más recomendable es usar más de doce dígitos que incluyan números, letras y símbolos, así como hacer un cambio periódicamente.
  • Encriptación de datos. Nunca debemos priorizar el ahorro ante la seguridad de nuestra familia, por eso es mejor invertir en un dispositivo con altos niveles de seguridad, que ofrezca encriptación para el envío y almacenamiento de las imágenes, videos y sonidos.
  • Imágenes por streaming. Para aquellos dispositivos que permiten ver en tiempo real desde el móvil o la tableta las imágenes del vigilabebés, es necesario que el servicio ofrezca vías privadas y encriptadas de alta seguridad para la transmisión de las imágenes. Otra recomendación consiste en evitar acceder a anuncios de redes sociales, correos electrónicos o mensajes desde el móvil cuando estés usando la aplicación del dispositivo vigilabebés.

Es increíble pensar que existen personas que se dedican a atacar a los pequeños a través de los monitores de vigilancia, asustándolos y diciéndoles cosas aterradoras, así como vender sus fotos y grabaciones en el mercado negro para los pedófilos, es muy triste. Pero, es una realidad que ocurre cada día y de la que no estamos exentos, a menos que tomemos las medidas de seguridad pertinentes y consultemos con técnicos informáticos o el mismo soporte técnico del dispositivo de vigilancia para que nos aseguren que nuestra información y datos están protegidas de los piratas cibernéticos.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...