Cómo utilizar un cubo de rubik

Última actualización: 21.02.24

 

Si has adquirido un cubo de rubik y no tienes ninguna experiencia, en este apartado te enseñaremos algunos consejos para que puedas usar tu producto y puedas entender y resolver tu rompecabezas con facilidad.

 

 

Palabras básicas

Primero deberás entender algunas palabras básicas para que puedas comprender el significado de las partes del cubo de rubik.

Los cubos de rubik tienen 6 colores y al lado opuesto otro.Estos son: el amarillo y al lado contrario el blanco, el azul y al opuesto el verde, rojo y naranja.

Ahora, cuando nos referimos a una cara, es al color que está en el medio y los colores del centro son el indicativo de la cara.

Los centros o laterales refieren a las piezas que están a un lado de una cara. Es decir, hay que imaginarse los 4 puntos cardinales y esos los centros.

El significado de las agujas del reloj se refiere a mover de izquierda a derecha o al contrario según el caso. En pocas palabras, deberás imaginarte un reloj en una de las caras.

 

Principios básicos y armado del cubo de rubik

Para que armes el cubo de rubik de una forma rápida deberás tener el cubo con la cara blanca hacia arriba sin que muevas el cubo cuando realices los giros de las piezas.

Ahora, deberás armar una cruz de color blanco y para ello tendrás que posicionar las caras con los colores de los centros. Es decir, cara blanca con centro blanco, verde con verde, azul con azul, etc.

Después, siempre tendrás que hacer los siguientes movimientos básicos para completar la cruz de cada color. Primero, toma un centro y llévalo con su color y realiza el siguiente movimiento para completar cada parte de la cruz blanca:

Gira la cara inferior en sentido contrario a las agujas del reloj, gira la línea izquierda hacia arriba y la frontal en sentido hacia las agujas del reloj.

Si tienes 3 centros y al mover el cuarto hacia la cruz la dañas, antes de hacer el movimiento deberás esconder las piezas que se dañarían. Si se dañaría una pieza del lado izquierdo: la giras hacia el lado derecho, asimismo con el lado opuesto.

Ahora, lleva la pieza a su color y realiza nuevamente los movimientos básicos, pero con la diferencia que deberás agregar un último movimiento para completar la cruz: Bajar la línea izquierda.

 

 

Arma las esquinas

Después de haber completado la cruz blanca, deberás armar las cuatro esquinas para completar un color, pero quizás se te complique un poco porque al mover una pieza la otra puede dañarse. Recuerda posicionarla con el color y después esconderla al lado opuesto; izquierda hacia la derecha y viceversa.

 

Arma las otras caras

Posicionando siempre el color blanco arriba, sitúate en el color que deseas completar y esconde los colores y haz un reverso para recomponer las fichas sin dañar los colores haciendo los pasos que mencionamos con anterioridad.

Ahora, deberás completar el armado del cubo de rubik siguiendo cada uno de los pasos anteriores; esconder y hacer los movimientos básicos.

 

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS