Preguntas más frecuentes sobre Disfraces Para Bebé

Última actualización: 19.04.24

 

Q1: ¿Cómo utilizar un disfraz de bebé?

En la actualidad hay modelos de disfraces para bebés tan versátiles y casuales que hasta pueden utilizarse para ir a cualquier fiesta, sin necesidad de que sea temática. Otros son mamelucos de felpa o algodón que pueden ser muy convenientes como un pijama para el frío, una ropa confortable para viajar en avión u otro transporte porque el bebé estará protegido y permite hacer el cambio de pañal de una forma sencilla. 

 

Q2: ¿Cómo hacer un disfraz para bebé?

Si las manualidades son tu fuerte, estamos seguros de que tu creatividad, una pistola de silicona caliente, aguja e hilo te serán suficientes para reutilizar la ropa del bebé, complementarla con algunos accesorios y crear un disfraz muy original para el pequeño.

En este sentido los bodys de colores que compramos para vestir a diario al bebé son los aliados perfectos para recrear un disfraz económico, original y muy bonito. Por ejemplo, un body color blanco, azul o rosa solo necesitaría de una bolita de lana en el trasero y un retazo de tela ovalado en color piel o gris para hacer el traje de un tierno conejo. 

Además, con un gorro de algodón que haga juego con el body se puede hacer la cabeza del disfraz, colocando un par de orejas hechas con la goma eva que tiene efecto de felpa y pegándolas con silicona a la tela o, si prefieres, también puedes coserlas.

Tan simples como esta, en Internet encontrarás un montón de ideas, videotutoriales y patrones de cómo hacer disfraces para bebés con materiales que ya tienes en casa, lo que te resultará económico y divertido. 

Q3: ¿Cómo limpiar un disfraz de bebé?

Revisar las indicaciones del fabricante será el primer paso antes de lavar el disfraz del bebé, pues sabemos que con toda seguridad este terminará manchado, así que lee las instrucciones de lavado en la etiqueta y procede a realizar la limpieza. Debes estar muy atento, pues hay modelos que solo admiten lavado en seco o lavado a mano. Otros de tejidos más resistentes se pueden lavar a máquina pero teniendo cuidado de no mezclarlos con ropa de colores diferentes que puedan desteñir y manchar el disfraz.

 

Q4: ¿Cómo debe ser un disfraz de bebé seguro?

En primer lugar, debe ser confortable, con un sistema de colocación cómodo y seguro, cremalleras grandes, botones a presión o cinta de velcro para su ajuste. Es mejor si el disfraz no tiene accesorios pequeños que provoquen riesgo de asfixia.

Además, debe estar hecho de un tejido transpirable y suave que no irrite la piel del bebé. En caso de confeccionar un disfraz casero, nunca se deben usar bolsas plásticas para hacer un traje de fantasma, por ejemplo. 

En caso de los mamelucos para bebés mayores de 12 meses, se recomienda que tengan pies antideslizantes para que el pequeño pueda caminar con más seguridad. 

 

Q5:  ¿Cuándo podemos usar un disfraz para bebé?

Una fiesta temática puede ser la excusa perfecta para disfrazar a un bebé, así como las sesiones fotográficas mensuales que se han vuelto muy populares para los padres que quieren llevar un registro de cómo crece su bebé cada mes hasta cumplir su primer año. Es así que cada sesión se puede realizar con una temática diferente, preparar un escenario sencillo y disfrazar al bebé para que destaque como el protagonista en la escena.

Además, las fiestas tradicionales como Navidad, Carnaval y la Víspera de Todos los Santos también son ocasiones para disfrazar al bebé.

 

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS