Todo sobre el porteo de los bebés

Última actualización: 12.05.21

 

Cargar al bebé ayuda a fortalecer el vínculo entre madre e hijo, por lo que se han desarrollado varias alternativas que permiten llevar al niño cerca y aprovechar al máximo el contacto directo. Una de ellas es el portabebés, una herramienta muy útil que servirá para conectar con el niño sin perder mucha libertad de movimiento.

 

¿Qué es el porteo de bebé?

El porteo de bebé es una técnica en la que se emplean métodos de carga que implican un contacto directo con el niño, empleando ya sean pañuelos especiales, fulares o mochilas para bebés.

Este método tiene una amplia variedad de ventajas y beneficios que son aprovechados tanto por los pequeños como por sus padres, por lo que aquí estudiaremos qué herramientas puedes usar para practicar el porteo con tu bebé y comprobar así sus múltiples beneficios.

 

Herramientas para porteo

En el siguiente espacio daremos un paseo por las principales alternativas en porteo para bebés, de manera que conozcas las características de cada una y puedas elegir la que más te convenga:

 

  • Fular

Un fular de porteo, también conocido como pañuelo de porteo, es una prenda de vestir que se lleva en el cuello. En su versión de fular portabebé, esta prenda tiene un tamaño mucho mayor y puede ser amarrada al torso, para servir de sostén para el niño.

Es una de las alternativas más populares en el porteo para recién nacido, ya que permite ajustar la presión y posición de las vueltas del tejido según la comodidad del niño, garantizando su confort en todo momento.

 

  • Mochila

Otra buena alternativa para quienes busquen un portabebé ergonómico, es la mochila de porteo. En particular, estas difieren de las comunes debido a su diseño, el cual procura un máximo contacto entre el padre y el niño, para desarrollar el vínculo y hacerlo sentirse más seguro y confortable.

Sumado a esto, la mochila para bebé puede ser adquirida en diferentes tamaños, estilos o con características especiales. Así, hallar una mochila ergonómica tanto para ti como para tu pequeño no debería ser demasiado complicado.

Ventajas de los portabebés

Como podrás imaginar, los equipos porta bebés proporcionan múltiples ventajas tanto a los padres como a los niños, las cuales podrás revisar a continuación para que conozcas mejor lo que puedes obtener con este método de carga:

 

  1. Libertad de movimiento

Una de las principales ventajas que se obtienen al comenzar a usar un portabebés, como un fular o una mochila, es la libertad de movimiento que podrás disfrutar al tener las manos prácticamente sin ataduras. Esto te permitirá llevar a cabo muchas tareas con mayor facilidad, así como también moverte por la calle o la casa sin descuidar a tu pequeño.

 

  1. Posición ergonómica

Un porteo ergonómico ayuda a que el pequeño pueda sentirse a gusto estando en la mochila o el fular, permitiéndole adoptar posiciones naturales que tenía dentro del vientre materno. Esto, en muchos casos, incrementa la serenidad y mejora el descanso.

 

  1. Contacto directo

Con desarrollar un vínculo de contacto directo con los padres, los pequeños pueden crecer más confiados y capaces de explotar diversas áreas de su capacidad. Sumado a esto, se ha comprobado que pueden encontrar tranquilidad al estar rodeados del aroma y calor natural de sus progenitores.

 

  1. Atención inmediata

Algo que no puede pasarse por alto entre las ventajas de usar un fular portabebés es que, al mantener un contacto constante con el pequeño, podrás actuar inmediatamente en caso de que le suceda algo.

 

  1. Rectificación de la espalda

Aunque pareciera que la mayoría de los beneficios se enfocan en el niño, también es cierto que llevar un fular, pañuelo o mochila portabebés puede ayudar a mejorar la postura al caminar. Principalmente se debe a que el padre busca llevar al niño en una posición cómoda lo que, inexorablemente, también corrige la suya.

Beneficios del porteo natural

Ya que el porteo natural tiene tanto beneficios para madres y padres, no son de menor relevancia los obtenidos también por los infantes quienes pueden aprovecharlo desde el primer momento en que son cargados de esta forma:

 

  • Vínculo materno – infantil

Uno de los aspectos que más se ven incrementados y desarrollados es el vínculo materno – infantil de una madre con su hijo; incluyendo, por supuesto, a los padres que participen en el método.

La cercanía corporal que supone este mecanismo ayuda a que el niño pueda sentirse seguro, a gusto y protegido ante cualquier elemento externo del ambiente que lo rodea.

 

  • Lactancia

Algo que también se ve realmente mejorado cuando se aplica el porteo de bebé en recién nacidos es el incremento de la calidad y cantidad de leche para la alimentación.

En otras palabras, científicamente se ha comprobado que tener el bebé cerca puede aumentar los niveles de oxitocina de la madre, lo que aumenta la producción de leche.

 

  • Carácter

En varios estudios se ha visto que muchos infantes que son cargados con portabebés y pasan más tiempo cerca de los padres, suelen ser más tranquilos y serenos, permitiéndoles calmarse más fácilmente ante cualquier rabieta o incomodidad.

Asimismo, también es destacable que los niños que se cargan con portabebés como fulares y pañuelos experimentan una mejora sustancial en la calidad del sueño durante la noche.

 

  • Socialización

Estar en contacto constante con uno de sus progenitores y, por ende, acompañándolos en diferentes tareas que pueden ser incluso fuera de casa, permitirá que el niño pueda recibir estímulos externos que le ayuden a desarrollar habilidades sociales más adelante.

 

  • Desarrollo psicomotor

Por último, pero no por ello menos importante, es necesario mencionar los beneficios obtenidos en el desarrollo psicomotor del niño al estar en un fular para bebés. Este método de carga incita al pequeño a buscar su centro de equilibrio, lo que ayuda a mejorar el control de su postura para fortalecer sus músculos.

 

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments