Preguntas más frecuentes sobre Minicunas

Última actualización: 24.06.24

 

Q1: ¿Cómo vestir la minicuna?

Con tantas opciones que existen en el mercado, muchas madres (sobre todo primerizas) se sienten agobiadas a la hora de vestir la minicuna de su futuro bebé.

Pues bien, la realidad es que no es un asunto tan complejo, solo deberá utilizarse el sentido común y colocarle una sábana bajera, tener su respectiva encimera y un edredón.

Como adornos también se puede dejar una almohada, sin embargo no son necesarias para el descanso del bebé.

 

Q2: ¿Cómo lavar la minicuna?

La limpieza básica de la minicuna va en torno a las sábanas, edredones y fundas.

Sin embargo, siempre es posible que la estructura de la misma se vea afectada por algún motivo, por lo que es conveniente limpiarla con un paño húmedo.

Del resto, con solo sacudir al momento de hacer la limpieza de rutina de la casa será suficiente.

 

Q3: ¿Cuándo pasar de minicuna a cuna?

Lo primero aquí es saber que cada bebé crece a su propio ritmo y tiene características particulares, por lo que no hay una norma escrita con respecto a este tema.

Sin embargo, hay que aplicar algún sentido de lógica, pues la primera respuesta la encontraremos al notar el tamaño del bebé y la comodidad que puede tener en la minicuna.

También hay que observar la forma en la que se mueve, pues entre más lo haga, más necesidad de espacio tendrá y hacer el cambio a cuna, aunque aún no alcance el largo de la minicuna, puede ser impostergable.

 

Q4: ¿Se puede usar un capazo como minicuna?

Cada producto diseñado para los bebés tiene su función propia.

En este caso, las minicunas están hechas para el descanso principal y todas sus características se asocian a esto.

Los capazos pueden utilizarse para que los bebés duerman pero de forma eventual, pues tienen un colchón muy suave que puede terminar por hacerles daño en su desarrollo.

Por lo tanto, no es recomendable utilizar un capazo como minicuna.

 

Q5: ¿Qué marca de minicuna es mejor, Chicco o Jané?

La elección de una minicuna es una decisión personal que guarda estrecha relación con las necesidades particulares de los usuarios.

En este sentido, es semejante la definición sobre la marca, pues aunque Chicco y Jané ofrecen modelos de muy alta calidad, la escogencia de una u otra quedará a exclusivo criterio del consumidor.

En todo caso se puede referir que los niveles de seguridad ofrecidos por ambas marcas, así como su preocupación por trabajar con materiales de buena calidad, son claros referentes para que los usuarios siempre prefieran una u otra.

 

Q6: ¿Cómo funciona una minicuna que se transforma en cuna?

Las minicunas que disponen de esta función generalmente están hechas de una base y barrotes, con lo que se puede ampliar la base para que sus dimensiones se hagan más grandes.

Es evidente que pueden representar una buena inversión, ya que cubrirá las necesidades del bebé en materia de descanso desde el propio día de su nacimiento hasta que estén más grandes.

Q7: ¿Qué elegir, moisés o minicuna?

Los moisés son una buena alternativa para el descanso de los bebés cuando están recién nacidos porque sus dimensiones son reducidas y les ofrecen mejor confort. Sin embargo, en el caso del sueño nocturno lo mejor será siempre usar minicuna, ya que estas están diseñadas específicamente para ese objetivo.

Además, los moisés pueden ser un poco inseguros si se piensa en el hecho de que la base para altura es un accesorio, mientras que la minicuna es una estructura completa que siempre dará más confianza.

 

Q8: ¿Hasta cuántos kilos aguanta la minicuna?

La realidad es que la utilidad de la minicuna es mientras los bebés están aún muy pequeños, por lo que no es de extrañar que existan modelos que solo soporten hasta los 8 Kg.

La razón básica es que ellas cuentan con una base muy sencilla y no con los soportes apropiados para soportar al bebé cuando empieza a moverse mucho o están más grandes.

 

Q9: ¿Qué es mejor, minicuna o cuna?

Cada una tiene una edad de uso específica, aunque ambas tengan, de forma general, la misma función.

Se considera que las cunas tienen dimensiones muy amplias para que el bebé pequeño duerma en ella, pues se puede sentir desprotegido.

No obstante, también hay que reconocer que los padres desean tener al bebé bien vigilado desde su nacimiento, porque tienden a despertarse con mucha frecuencia y hay que estar atentos a cualquier eventualidad.

Para ello, fueron creadas las minicunas, pues son más fáciles de disponer en la habitación de los adultos.

Además, muchas de ellas incluyen la función de colecho, lo que facilita que las madres tengan acceso total a su bebé durante la noche, pudiendo alimentarlos y calmar su llanto cuando haga falta.

 

Q10: ¿Cómo se guarda una minicuna plegable?

La forma de patas cruzadas en X que son comunes en las minicunas plegables, facilitan el almacenamiento de las mismas.

Estas, al estar dispuesta de esta forma, pueden guardarse en cualquier lugar angosto, aunque sí deberá ser un poco más largo para que no queden sobresalientes.

Incluso, en las versiones viajeras, estas se pueden disponer dentro del maletero del coche (según las dimensiones) y llevarse a donde se necesiten.

 

Q11: ¿Cómo vestir una minicuna en invierno?

El resguardo de los bebés durante el invierno es un asunto que preocupa a todos los padres.

Es algo lógico porque el frío es muy fuerte y como ellos no tienen las mismas capacidades de movilidad o comunicación que los adultos, hay que estar muy atentos a que estén bien abrigados.

Para las minicunas se pueden aprovechar distintos tipos de textiles que tienen un relleno térmico que los mantiene bien calientes.

Hay, para ello, edredones nórdicos que cubren muy bien y también sacos de dormir nórdicos, específicos para mantenerlos totalmente protegidos.

Aunque las minicunas se usan por pocos meses, si está previsto que tu bebé nazca en esta época, asegúrate de tener todo lo necesario con antelación.

 

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS