Buscando la mejor trona para el bebé

Última actualización: 18.11.19

 

En la actualidad las tronas infantiles han alcanzado gran popularidad. Estas sillas especiales para los comensales más pequeños, facilitan la crianza de nuestros bebés y de igual forma los inicia a integrarse a la familia en la hora de la comida, creando así un espacio que brinda seguridad y confort.

 

Las tronas infantiles son muebles diseñados para alimentar a los bebés y que se vienen usando desde hace varias décadas por su funcionalidad. Básicamente, una trona es una silla con bandas de seguridad para sentar al bebé y una bandeja que permite colocar los alimentos. Se debe tener presente, que las tronas están indicadas para bebés mayores de 6 meses, así que solo podrán usarlas los pequeños capaces de mantenerse sentados por sí solos y que conservan el equilibrio. 

Ahora bien, en el mercado existen innumerables modelos con diferentes precios, por lo que elegir uno específico resulta un trabajo difícil, sobre todo cuando tienes presente que este producto os acompañará a ti y a tu bebé en cualquier momento del día. Además, debe encajar en tu hogar y tu estilo de vida, para que aproveches así todos los beneficios que puede ofrecerte.

En este punto, es normal que te preguntes ¿cómo elegir la mejor trona para tu bebé? Por esta razón, te sugerimos algunos elementos importantes que debe tener cualquier trona para bebé. 

 

Lo indispensable en la trona

Entre los diferentes tipos de tronas que existen, hay ciertos elementos que todas deben tener o en los que debes prestar atención para asegurarte de elegir un producto funcional, duradero y de buena calidad para tu bebé. Aquí los enumeramos: 

  1. Los materiales: Las tronas pueden estar elaboradas de diversos materiales, ya sea plástico, metal y madera, o una combinación de estos. Lo más importante es que la estructura de estas sea fuerte para sostener el peso del bebé, y que también, cuente con una gran estabilidad, para evitar accidentes durante los movimientos voluntarios o involuntarios que realice el infante.
  2. La silla: El asiento cumple una función imprescindible, pues en este se encuentra la seguridad del bebé por medio de los arneses que vienen incorporados. Considerando que el bebé pasará cierto tiempo sentado, este debe ser acolchado y forrado en plástico, para generar mayor comodidad y facilidad durante la limpieza del mismo.
  3. Bandeja: Es importante que cada pieza sea montable y extraíble para limpiar cada zona de ella, principalmente las bandejas que tienen mayor contacto con los alimentos. Además, al desmontar la bandeja sentarás a tu bebé cómodamente y tendrás la posibilidad de poner mayor atención en su seguridad.

Existen otros elementos que le agregan versatilidad al producto; sin embargo, los más importantes son la seguridad, la resistencia y facilidad de montaje en cualquier comparativa de tronas para bebés (En este enlace puedes encontrar algunas opciones de compra) que realices. Así que siempre debes tener estos principales aspectos en cuenta para elegir la mejor para tu hijo.

 

 

Conoce los diferentes tipos de trona

Al igual que muchos otros productos de puericultura, las tronas han evolucionado desde su aparición, para adaptarse a las nuevas necesidades de los padres modernos y sus rutinas, es así que actualmente se consiguen diferentes tipos de tronas que definimos a continuación. 

 

Tronas evolutivas

La trona evolutiva es una buena opción a elegir, ya que puede adaptarse al crecimiento de tu hijo al colocarse en diferentes posiciones y a la altura que necesites. Hay diferentes modelos, que incluso se usan como hamaca en una primera etapa y así acompañan al bebé desde su nacimiento hasta convertirse en niños mayores de 3 años.

La trona evolutiva más destacada según los usuarios es la Polly Progres5, fabricada por la empresa Chicco con años de experiencia en este ramo. Esta puede adaptarse a 8 posiciones en cuanto a altura se refiere. Además, después de ser una trona se convierte en silla, pudiendo soportar 30 kilogramos de peso. No hay dudas de que es una silla moderna y desmontable, así que después de utilizarla puedes guardarla en un espacio reducido. 

 

Tronas plegables

Entre las características más resaltantes de la trona plegable se encuentra la facilidad de almacenamiento que esta ofrece, debido a que puede usarse y después plegarse de forma sencilla en un lugar reducido. La capacidad de ser ajustables también son importantes en las tronas, ya que pueden colocarse en diferentes posiciones y alturas.

En este sentido la Star Ibaby Pod Girafe, destaca en el mercado por ser una trona plegable con 5 posiciones de altura. Además, es reclinable y su bandeja extraíble. También cuenta con una bandeja extra para que tu bebé pueda estar más tiempo sentado mientras limpias la bandeja principal.

Este tipo de tronas son para bebés que ya pueden mantenerse erguidos y hasta para niños de 3 años con un peso de aproximadamente 15 kg.

 

 

Tronas convertibles 

Si cuentas con espacio en tu hogar esta trona te puede gustar, ya que su vida útil es amplia porque puede cumplir con una doble función. Es decir, que cuando llegue el momento en que tú bebé ya creció lo suficiente para dejar de usar la trona, puedes convertir este mueble en mesa y silla, donde el niño podrá hacer sus tareas o jugar. 

La HomCom 3 en 1 cumple dicha función, recomendada por los usuarios por ser una trona muy completa, pues, también es evolutiva. Es decir, que se puede utilizar a partir de los primeros 6 meses del bebé como trona y por último puede convertirse en una silla y una mesa para su uso posterior.

 

Tronas de viaje

Si acostumbras a viajar y quieres darle la mejor comodidad a tu bebé, debes comprarle una trona de viaje. Estas sillas destacan por ser ligeras y puedes transportarlas a cualquier sitio, ya sea un viaje fuera de la ciudad o una salida al parque. Entre ellas podemos encontrar las que se fijan a una silla común, y otras que se enganchan de manera directa a las mesas.

Como trona de viaje muchos usuarios recomiendan la Asalvo 14009, caracterizada por sus bonitos colores y peso ligero, además la facilidad de convertirse en bolso para que puedas llevarla contigo es una gran ventaja. Para usarla solo debes ajustarla a una silla y listo, puedes sentar a tu hijo y contar con la seguridad de sus correas, convirtiéndose así en un aliado para tus salidas.

 

Tronas fijas

Son las tronas más básicas y no se adaptan en altura ni posición. Algunas permiten añadir accesorios y su cómodo precio hace que muchos usuarios opten por ellas.

Entre estas sillas fijas encontramos una de la marca Ikea, con una base fuerte y altura predeterminada. Esta trona ha sido elaborada con polipropileno en casi toda su estructura, lo que permite que la limpieza se realice con mayor rapidez.

Estos son algunos de los tantos modelos de tronas que están en el mercado, y esperamos que con esta información te sea más fácil elegir la mejor trona para tu hijo, adaptada a tu presupuesto y necesidades, pues no cabe duda de que es una herramienta muy útil para que tu bebé inicie la alimentación complementaria.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...