Cómo hacer el destete nocturno

Última actualización: 12.05.21

 

El destete nocturno es una decisión que los padres toman por distintas razones, ya sea porque es una tarea demandante, que les obliga a interrumpir noche tras noche el tiempo de sueño, o bien, debido a que el niño ha cumplido la edad establecida para ser amamantando, según indica la Organización Mundial de la Salud.

 

La leche materna es un alimento especial para los recién nacidos durante sus primeros seis meses de vida, ya que, a través de dicha sustancia, el infante obtiene minerales, vitaminas, grasas, enzimas, proteínas, hormonas, hidratos de carbono y un alto porcentaje de agua, que es indispensable para equilibrar los electrolitos en su cuerpo. Pasado dicho período de tiempo, la lactancia se convierte, en muchas ocasiones, en un alimento que complementará la leche de fórmula, papillas y alimentos ingeridos por el niño hasta los dos años de edad, que es cuando se puede realizar un destete respetuoso.

Si bien la Organización Mundial de la Salud establece que la leche materna, durante los primeros seis meses, es un derecho de los niños (que se puede extender hasta que cumpla dos años de edad), durante este período la madre podrá preparar al niño para evitar un destete agresivo, que genere la conocida crisis de lactancia de 2 años. En este sentido, lo ideal es efectuar un destete progresivo, que no afecte emocionalmente al niño ni a la madre.

De hecho, hay madres que aunque desean alimentar a sus pequeños, se ven forzadas a aprender cómo destetar a un bebé de 4 meses, debido a que el niño presenta alguna reacción alérgica al azúcar contenido en la leche materna. 

Asimismo, otras mujeres destetan al infante después de seis meses, pero únicamente en horas de la noche, para así evitar el desvelo e incentivar al niño a dormir profundamente. Sin embargo, en ocasiones, a pesar de lograr el destete, el pequeño necesitará biberón a demanda o cada 3 horas, lo que resulta menos lioso para la madre, ya que el padre u otro miembro de la familia podrá levantarse para darle el biberón al bebé.

Cualquiera que sea la razón del destete, lo importante es que los padres se documenten acerca del tema, para lo que podrán consultar con el pediatra del infante, y así esclarecer sus dudas acerca de cómo quitarle el pecho a un bebé. De igual manera, existen muchos textos escritos por especialistas que los padres pueden consultar, cuyo contenido se centra en cómo dejar de dar el pecho a los niños.

3 recomendaciones para lograr un destete amable

El destete del niño puede ser un poco complicado, ya que no sólo estamos hablando de un proceso de alimentación vital en los primeros meses de vida y complementario en los años sucesivos. También, se trata de un vínculo único entre madre e hijo. De esta manera, durante la lactancia, el pequeño se siente protegido y amado por su progenitora.

Si eres madre primeriza y aún no sabes cómo destetar a tu pequeño, entonces deberás prestar atención a las siguientes recomendaciones que enumeraremos, con las que podrás dejar de amamantar al infante paulatinamente, sin generar la sensación de castigo o rechazo en él.

 

Identifica las razones por las que deseas el destete

Antes de iniciar abruptamente el proceso de destete, se recomienda identificar las razones por la que consideras necesario llevar a cabo dicha acción. Entre ellas podemos mencionar la intolerancia del recién nacido a la sacarosa de la leche materna, lo que obligaría a la madre a destetar inmediatamente, para favorecer la salud del bebé.

Otro motivo es la falsa creencia de que si se desteta al bebé después de los seis meses o al cumplir el año, entonces el pequeño no despertará pidiendo leche por la noche. Se trata de una aseveración poco factible, ya que el ciclo de sueño en los niños es evolutivo, es decir, a pesar del destete, continuará despertándose como un acto natural.

Por otra parte, está el agotamiento físico de la madre, al tener que despertarse repetidas veces a altas horas de la noche, con el fin de alimentar al pequeño. Esto supone para ella la ruptura de las fases del sueño, lo que conlleva a experimentar agotamiento y cansancio para emprender el nuevo día.

Involucra al padre en el proceso de destete

Aprender cómo destetar a un bebe de 18 meses o dos años no es una tarea que deba afrontar la madre sola, ya que el apoyo del padre u otros parientes es fundamental. En este sentido, los expertos aconsejan implementar el “Plan Padre”, que consiste en poner la figura paterna en medio de la madre y el niño. 

Así, cuando el pequeño despierte en horas de la noche y reciba el arrullo de su padre, obligatoriamente comenzará a disminuir la lactancia. Es posible que el niño llore un poco debido a la falta de la madre, pero el padre puede ofrecerle un biberón con un poco de agua o leche, lo que le permitirá saciar la ansiedad de ese microdespertar. De esta manera, volverá a conciliar el sueño.

Además, si el niño duerme en la misma habitación de los padres, lo ideal es que sea en una cuna y que esta se encuentre ubicada hacia el lado de la figura paterna, para que no demande el contacto inmediato con la mamá.

 

Conversa con el niño

Si se trata de un niño con una edad comprendida entre uno y dos años, entonces conversar con él puede ser una buena opción. Explícale de una forma amable y cariñosa la situación experimentada, es decir, que mamá está cansada y necesita dormir en la noche, por lo que no podrá amamantar a determinadas horas. En su lugar, ofrécele un biberón o chupete y déjale en claro que al día siguiente le darás pecho durante el día.

Evidentemente, es posible que el niño muestre objeción, llore y se moleste, pero puedes persuadirlo poniéndolo sobre algunos cojines de lactancia, para abrazarlo y consentirlo mientras le lees un cuento, juegas con él y lo acompañas mientras se duerme.

Igualmente, puedes adquirir una cámara fotográfica como la Canon EOS 2000D con opiniones de compra favorecedoras, debido a su diseño sencillo dirigido a aficionados, que te permitirá fotografiar al pequeño, familiares cercanos, paisajes, entre otros escenarios, creando así una historia contada no sólo con palabras. Así, el niño se distraerá y poco a poco dejará la dependencia respecto a la lactancia en horas de la noche.

Recuerda que el destete nocturno o en general es un proceso que debe efectuarse paulatinamente, ya que cada niño lo experimentará de una forma diferente, por lo que para algunos será fácil, mientras que otros podrían tardar más tiempo en dejar de lactar.

 

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments