¿Por qué crear un álbum para el nacimiento de tu hijo?

Última actualización: 19.04.24

 

La llegada de un bebé es uno de los momentos más maravillosos que experimentan los padres. Estará lleno de experiencias únicas e irrepetibles que no se olvidan, aún cuando se tenga más de un hijo. No obstante, un álbum de fotos sería de gran ayuda para que tales experiencias se puedan volver a  disfrutar una y otra vez.

Ya sea que estés a punto de dar a luz o que finalmente tengas a tu pequeño en tus brazos debes saber que los bebés crecen tan rápido que en un abrir y cerrar de ojos esta etapa habrá pasado casi sin que te des cuenta. Una de las maneras de atesorar estos momentos es a través de un álbum para el recién nacido y aquí te contamos todos los aspectos que debes tener en cuenta al realizarlo, así como las ventajas que ofrecerá para el propio bebé en el futuro.

 

¿Cuáles son las ventajas de tener un álbum para el bebé?

Puede parecer obvio que un álbum sirve para recordar. No obstante, un álbum del nacimiento del bebé ofrece más que eso. Imprimir las fotos favoritas de los momentos más trascendentes y ponerlas en un libro especial se considera un recurso invaluable, porque relata la historia de una persona especial y cómo fueron sus primeros momentos en este mundo. También, puede ser un proyecto creativo muy entretenido y placentero para los padres, además de uno de los primeros obsequios importantes que podrías hacerle a tu bebé, aunque por el momento no pueda disfrutarlo.

Un álbum del bebé será muy útil para que tu pequeño, cuando tenga la edad suficiente, adquiera mayor conciencia de lo mucho que ha sido amado por su familia y cómo le ha dado la bienvenida. Comprenderá mejor cómo fue su proceso de integración al núcleo familiar. Además, un álbum nunca se observa desde la misma perspectiva, tu hijo irá valorando más y más este bello recurso conforme crezca.

 

¿Qué momentos incluir en el álbum del bebé?

Cada familia puede decidir libremente qué incluir en el álbum y añadir secciones en base a sus prioridades, preferencias y los momentos de mayor trascendencia. Sin embargo, te ofrecemos una lista de los instantes que consideramos no deberían faltar en él.

Las ecografías se consideran como las primeras fotos de tu bebé. No importa si no son muy claras podrían formar parte de tu álbum.

Las fotos de la madre durante el embarazo o de la barriguita son una elección infaltable. Algunas personas son muy creativas al elaborar maravillosas sesiones de fotos para esta etapa en donde participan, incluso, el padre y los hermanos. De la mano de un buen fotógrafo puedes obtener imágenes de gran belleza que sorprenderán a tu hijo cuando crezca.

Por supuesto, no deben faltar las fotos del día del nacimiento. Puedes seleccionar un par de ellas. Por ejemplo, en donde aparezca en su cuna en el hospital, durmiendo plácidamente, o mientras lo arrullas en tus brazos. 

De igual manera, dependiendo de las normas del hospital o lugar en el que dés a luz es posible que logres hacerte con una foto del momento en que lo midan o lo pesen o del primer acercamiento que tuvo contigo. No te limites, seguramente tendrás muchas para elegir.

Las fotos con hermanos, papás, abuelos y personas cercanas al núcleo familiar deben estar en el álbum.

Si entre tus creencias existe alguna ceremonia, como bautizo, etc. que esté relacionada con el nacimiento del bebé incluye algunas fotos de este momento.

Los primeros hitos del bebé como son comer su primer potito, los primeros pasos, sus primeras sonrisas, la salida de los dientes y otros momentos similares tampoco deben quedarse fuera del álbum del recién nacido.

No te olvides de incluir momentos espontáneos, de esos que no estaban planeados y que tuviste la suerte de captar en una fotografía. Estos suelen tener una magia especial y al observarlos de nuevo siempre te proporcionarán una gran emoción.

¿Cómo hacer el álbum de fotos?

Existen diversas alternativas cuando se trata de un álbum para tu bebé. Elegir uno u otro dependerá de tus expectativas, el tiempo que quieras dedicar a su elaboración y el objetivo que te has marcado para él. 

 

Álbum tradicional

y puedes optar por uno sencillo en el que coloques las fotos sin mayor complicación. Encontrarás varios modelos en tiendas de artículos para bebés, pero también puedes comprarlos online.

 

Scrapbook

También existe la opción de crear tu propio álbum, diseñando las portadas, separadores y adornos, tal como sugieren los tipo scrapbook. Al optar por este álbum tendrás mayor libertad para incluir, además de las fotos, datos importantes, pequeños objetos como un mechón de pelo o la cinta del hospital y otras cosas más. También podrás anotar fechas y frases significativas que hayan estado relacionadas con el evento en particular.

Para realizar un scrapbook solo debes hacerte con algunos materiales como papel, cinta doble cara, pegamento, cúter marcadores y materiales para decorar a tu gusto. Tu imaginación es el límite, solo debes tratar de respetar un tema para cada página, esto le dará mayor orden.

Tanto para el álbum tradicional como para el scrapbook debes elegir un sitio que ofrezca imprimir fotos en un papel de buena calidad y cuya técnica pueda perdurar en el tiempo sin deteriorarse. De esta forma, te aseguras de que el álbum resistirá el paso del tiempo y las imágenes se mantendrán con su colorido original.

 

Álbum digital

Otra buena alternativa, si eres de los que prefieren los gadgets tecnológicos, puede ser hacer un álbum digital. Se trata de una pantalla que mostrará las imágenes en un orden establecido o al azar para que puedas observarlas. Para añadir mayor encanto al álbum puedes editar las fotografías para añadir efectos, mensajes o realizar collages.

Como puedes observar, existe una alternativa de álbum para cada caso, por lo que no tienes excusa para dejar a tu pequeño sin este bonito regalo. ¡Anímate y realiza el tuyo!

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS